Las 5 oraciones establecidas (Salat)

 
Las Cinco Oraciones obligatorias establecidas:

SALAT

 


Las cinco oraciones diarias forman el ritual más importante de alabanza en la vida de un musulmán, al amanecer, mediodía, por la tarde, en la puesta del sol y en la noche. El Profeta Muhammad Sallalahu Aleihi Wa Salam (La paz y las bendiciones sean con él) dijo:

 

“La Oración es un pillar de la religión (El Islam). Quien la establezca, establece la religión; y quien la destruya (la descuide), destruye la religión.”

 

La oración establece una conexión personal y espiritual entre el Musulmán y su Creador, basada en la fe, el amor, la esperanza y la reverencia. Cuando la oración es realizada correctamente, con completa concentración, humildad y sinceridad, ésta tendrá un efecto duradero en la persona, sintiendo su corazón con alegría, paz y cercanía con Allah.

 

“Yo Soy, ciertamente, Allah. No hay más Dios que Yo ¡Sírveme, pues, y haz la oración para recordarme!” Qur’an 20:14

 

La oración es el centro de la vida de un Musulmán y la mejor forma de lograr la sumisión a Allah. Puede ser ofrecida en casi cualquier lugar que se encuentre limpio, con en el campo, la oficina, fabricas o universidades; y toma solo unos minutos hacerla. Consiste en la recitación del Sagrado Qur’an, suplicando y alabando a Allah, con varias posturas corporales como pararse, hacer reverencia, postrarse y sentarse. A través de la oración, el Musulmán recuerda la grandeza de su Creador y le pide por sus necesidades y deseos.

 

Humillarse repetidamente ante Allah, evita que la persona caiga en pecado y es un tipo de purificación para el alma, como se menciona en el Qur’an:

 

“…en verdad, la oración prohíbe la deshonestidad y lo reprobable” Qur’an 29:45.

 

La oración, es además una oportunidad para arrepentirse y buscar el perdón de Allah. 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar